La planeación es la mejor herramienta para tener un buen cierre de año fiscal

El cierre de año fiscal, esa época en la que toda la urgencia de la temporada se agolpa está cerca. 

El cierre de año fiscal suele ser caótico para las empresas, sobre todo si no tienen procesos de seguimiento contable.

O incluso, aun con procesos de planificación y organización, a veces la cantidad de la información puede complicar las cosas.

Como en todos los procesos de negocios, planificar y conocer nuestros objetivos puede ayudarnos en gran medida. 

Por ello, en este post recopilaremos algunos consejos acerca de lo que debes y no debes hacer para tener un buen cierre de año fiscal. 

¿Qué es el cierre de año fiscal?

Primero definamos qué es el cierre de año fiscal o cierre contable, para después ver cuáles son las mejores prácticas. 

El cierre de año fiscal, o cierre contable, resulta fundamental para conocer el manejo de tu negocio en dicho periodo. 

Básicamente, se trata de conocer los resultados de la empresa en el periodo entre el 1 de enero y 31 de diciembre de cada año; por ello, el cierre de año fiscal se realiza entre el 1 de enero y 31 de marzo del siguiente año.

Operativamente, en el cierre contable las empresas deben cancelar las cuentas de resultados y trasladar esas cifras a las cuentas de balance. 

Una vez realizada esta operación, las empresas conocen el resultado económico del año y cuantificar ganancias o pérdidas.

Entonces, esto significa que los responsables de hacer el cierre de año fiscal deben organizar una gran cantidad de información.

No importa si quien lo realiza es el dueño del negocio, el contador o un asistente, la información de las operaciones de todo un año deben organizarse y clasificarse para determinar los gastos e ingresos que se registraron durante todo el año.

El cierre contable ayuda a tener un panorama claro y específico de cómo se comportó la empresa en el año.

De esta manera, puedes ver en qué temas la organización debe mejorar tanto fiscal como estratégicamente. 

Así, puedes preparar mejor la estrategia para el siguiente año y llegar a la consecución de tus objetivos. 

¿Qué problemas pueden surgir al hacer el cierre de año fiscal?

Sin embargo, al empezar a sortear la información, pueden surgir problemas debido a una mala organización. 

O incluso, pueden presentarse problemas debido a fallas en el registro de las operaciones en el sistema.  

Algunos de los problemas más comunes al momento de hacer el cierre contable son los siguientes:

  • Aparición de valores equivocados
  • Colocación de gastos o ingresos en cuentas que no corresponden
  • Errores en la conciliación bancaria entre las cuentas por cobrar y por pagar
  • Pérdida de los libros de registro de operaciones o corrupción de los archivos si los llevas de manera electrónica

Como puedes ver, las causas de estos errores se pueden categorizar en mala organización, problemas con la tecnología o achacables a error humano.

Prácticas para tener un buen cierre de año fiscal

Mantente al pendiente de los cambios en materia regulatoria

Una de las mejores prácticas es estar 100% seguro enterado de todo lo que debes presentar. 

Siempre es bueno estar al pendiente de los cambios y modificaciones a las leyes y reglamentos fiscales. 

Cualquier cambio, por pequeño que sea, puede repercutir en tu negocio por lo que debes estar muy al pendiente. 

Por ejemplo, te recomendamos que en estos días te mantengas atento al Paquete Económico 2020 y su discusión en las Cámaras de Senadores y Diputados, pues hay propuestas que pueden repercutir en una amplia variedad de negocios

Ten a la mano todos los registros de tus transacciones

La materia prima de los cierres es el registro de las transacciones, es fundamental tener un registro ordenado y limpio. 

De esta manera,también será más fácil elaborar los asientos contables, es decir, el proceso de cancelación de cuentas. 

El objetivo de los asientos es dejar en ceros las cuentas de ingresos, gastos, costos de venta y de producción.

Prepara un pre-cierre de año fiscal

Una de las mejores acciones que puedes tomar es realizar un ensayo de tu cierre de año fiscal. 

De esta manera, podrás llegar al momento de hacer el real mejor preparado para evitar cualquier contingencia. 

En este ejercicio de preparación puedes identificar las operaciones que debes analizar con  más detalle. 

Entre éstas, puedes analizar las operaciones particulares que consideres relevantes,  ya sea por su importancia, si es la primera vez que las realizas o si son de suma importancia en el ejercicio. 

CuentasOK te ayuda a tener toda la información para un cierre de año fiscal sin problemas

Como puedes ver, la clave para tener un buen cierre es el orden y la organización. 

Si bien es posible hacer esto de manera manual, qué mejor que tener un sistema que automáticamente te ayude con el registro, conciliación e indexación de tus transacciones. 

Con base en todos los CFDIs recibidos y emitidos por tu empresa, CuentasOK te ayuda a organizar toda la información. 

Además de recopilar tus facturas, al utilizar el sistema de pagos y cobranza, CuentasOK realiza la conciliación bancaria automáticamente. 

Todo con sus respectivos comprobantes electrónicos, resguardado en la Nube para que puedas acceder a ello cuando quieras, donde quieras. 

Así, puedes tener todo lo necesario para preparar un cierre de año fiscal sin complicaciones. 

Si quieres saber más acerca de esta y otras funciones, te invitamos a contactar a los especialistas de soporte al cliente de CuentasOK y solicitar una demo.  

Haz clic en la imagen para pedir una demo y preparar tu cierre de año fiscal
Comparte

Deja un comentario

Tu dirección de correo no será publicada.

Si lo requieres, puedes utilizar estas etiquetas de HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <s> <strike> <strong>